¿QUÉ HACE UNA ESPAÑOLA COMO YO EN UNA CATALUÑA COMO ÉSTA?

¿QUÉ HACE UNA ESPAÑOLA COMO YO EN UNA CATALUÑA COMO ÉSTA? .

ASOCIACION SUMATE ESPAÑOLES TRABAJANDO PARA LA INDEPENDENCIA DE CATALUÑA

 ELVIRA DURÁN COSTELL

 

¿Hay una fractura social de Cataluña con España o es más una fractura política y económica?

Diría que no es social. Se trata de estructuras sociales diferentes. Pero la fractura, desde Cataluña, se produce con el Estado, no con la gente. En Cataluña no hay un sentimiento antiespañol. Nadie propone ningún boicot a los productos de Huelva o de Asturias, por ejemplo. A nadie se le ocurre. Nadie dice que no hablará nunca más en castellano o que no quiera conocer la literatura castellana. La gente no está obsesionada con este tema. Nadie piensa renunciar a lo que ya sabe, ni el vínculo privilegiado con Latinoamérica. Querer afirmar las propias libertades no significa perjudicar a otros. Cuanto mejor les vaya a ellos, mejor nos podrá ir a nosotros. Nos queremos emancipar para no ser sometidos, pero no para someter o perjudicar a nadie. La cuestión es que nosotros nos reconocemos con plenos atributos nacionales y los queremos homologar; generamos unos recursos y queremos tomar nuestras decisiones para hacer el mejor uso y organizarnos dentro de los márgenes posibles -nuestro propio modelo social. No queremos tener que pedir permiso para todo. No podemos discutir durante treinta años si la conexión con el aeropuerto del Prat será de una manera o de otra. Queremos hacerlo nosotros. Y con la convicción de que no lo haremos peor de como lo han hecho ellos por nosotros. En Cataluña, lo reitero, no hay antiespañolismo. Lo que hay es una actitud contraria al Estado español, a las oligarquías y sus imposiciones. En ningún caso, contra la población. En cambio, desde España, percibimos que alimenta un anticatalanismo más visceral que, paradójicamente, ha tenido una responsabilidad bastante destacada en el incremento del independentismo en muchos ámbitos. Ante la visceralidad de España, en Cataluña ha emergido una nueva “racionalidad” que es transversal dentro del nuevo y amplio bloque social mayoritario que comentábamos, y que es compatible con el componente emocional que algunos quieren presentar como sinónimo de irracionalidad . El movimiento cívico multitudinario catalán se está mostrando mucho más racional que aquellos que lo niegan, o pretenden desacreditarlo a base de acciones de intoxicación informativa y difamaciones. En Cataluña, la burguesía está dejando de ser la clase dominante y dirigente, y su relevo lo toman las clases populares. Es una situación excepcional. ¿Seremos capaces de construir un estado que no sea un instrumento de dominación en manos de una minoría? ¿Es posible construir un estado a partir del impulso de la mayoría popular que sea capaz de actuar al servicio de esa mayoría? ¿Qué arquitectura específica debe tener este estado? Estos son algunos de los retos que tenemos para los próximos años.

Autor: ELVIRA DURÁN COSTELL

Miembro de Súma+e

Febrero 2015.

 

Anuncis

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out /  Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out /  Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out /  Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out /  Canvia )

w

S'està connectant a %s